Inicio
Cobertura informativa

La Poesía abre la Feria

por: Teresa Fornaris

Este jueves 14 de febrero, la Casa de la Poesía abrió sus puertas a la nueva edición de la 22 Feria Internacional del Libro de La Habana con una charla sobre poesía africana, ofrecida por la escritora, investigadora y traductora Mirta Fernández. El conversatorio tuvo como eje central la presencia femenina vista no solo en poemas épicos, sino también en la poesía contemporánea.
   De fuerte tradición oral, la poesía africana ha acompañado a sus pueblos en cada momento de su historia. Honda y diversa, siempre de agradable musicalidad, los poemas ofrecen al lector una cercanía que va desde la belleza de la historia que cuentan, al modo ingenioso de componer sus imágenes.
   Durante el intercambio Mirta Fernández, máster en Lengua Francesa y doctora en Ciencias Históricas, con amplios estudios en el tema y numerosas publicaciones dentro y fuera del país, habló sobre las principales dificultades para establecer el acercamiento de otros públicos a esta literatura. Además de la lamentable omisión de estas culturas, más que nada a causa de prejuicios discriminatorios, la transmisión oral requiere del conocimiento de la lengua de origen, por lo que la traducción no siempre puede hacerse palabra a palabra. En este intento algunos investigadores, además de hacer perder la sonoridad original del poema, lo vacían del aliento mágico que contiene el texto en su conjunto; de ahí, afirmó Mirta, que contar con una traducción eficaz sea uno de los elemento primordiales para el trabajo.
   El público, atento, recibió con agrado la lectura de grandes epopeyas que conservan el vigor y la fuerza de sus textos originales. De amplio interés resultó la historia de Sundiata, un héroe del pueblo mandinga fundador del Imperio de Mali. En el poema, la madre y una de sus hermanas aparecen como personajes importantes que marcan la dimensión de la figura de Sundiata, tanto en el ámbito familiar, como su papel de guerrero y gobernante.
   Otros poemas, también de corte épico, hablan de la mujer. En lengua bantú, explicó la conferencista, en la zona del rio Congo, se han encontrado poemas de ocho mil y hasta diez mil versos, y en la región de Camerún de treinta y cinco mil, lo cual demuestra la gran importancia de este género en África, un continente pleno de historia y cultura.
   Mirta Fernández cerró el encuentro con la lectura de “Mujer negra”, de Léopold Sédar Senghor, poeta senegalés que llegó a la jefatura del Estado de Senegal, además de ser catedrático en Gramática, ensayista, político y miembro de la Academia francesa. La interpretación, en francés y español, estuvo apoyada por el declamador Lucas Nápoles. De singular belleza, el texto invierte los cánones tradicionales de perfección, realzando los valores femeninos en su diversidad y trascendencia humana.