Inicio
Cobertura informativa

Defensa del testimonio: reivindicación del género

por: Martha Isabel Andrés Román

El texto del reconocido intelectual Víctor Casaus, presentado en la Feria Internacional del Libro, se propone resaltar la importancia de la creación testimonial.
Recordando unas palabras del escritor Eduardo Galeano, Víctor Casaus se confesó practicante y creyente del testimonio, género que no siempre es valorado en su justa medida por los académicos, e incluso, por los propios escritores.

Defensa del testimonio, texto que Casaus presentó este sábado en la Feria Internacional del Libro, bajo el sello de la editorial José Martí, se propone llamar la atención sobre este tipo de creación literaria y contribuir al reconocimiento de los valores y la utilidad que posee.

El volumen constituye una ampliación de la primera edición aparecida en 1990, puesto que todos los textos que lo integran han sido corregidos, y en algunos casos modificados, con el propósito de profundizar y actualizar los criterios sobre el tema.

El destacado investigador Pedro Pablo Rodríguez, encargado de las palabras de presentación de la obra, resaltó la vigencia que esta posee, más de veinte años después de su primera publicación, debido a que el testimonio continúa siendo un género necesitado de reivindicación, que permanece ignorado por muchos círculos intelectuales.

Al referirse a la importancia del volumen, Rodríguez advirtió que el mismo “se convirtió en un gran aporte para el debate académico sobre el género”, y constituye “un hecho editorial notable, porque está demostrando la necesidad de escribir desde y en medio del testimonio.”

Según expresó Causaus en las palabras introductorias de Defensa del testimonio, “este libro quiere convocar, desde sus textos, a los investigadores, autores y críticos interesados en las venturas, desventuras y aventuras de este género, a que recorran los diversos caminos de la producción testimonial y contribuyan a establecer verdades sobre sus alcances y carencias.”

El autor también destacó que el Centro Pablo de la Torriente, institución de la que es director, ha contribuido a incentivar la producción testimonial en el país, gracias a la convocatoria del premio anual Memoria, encaminado a fomentar las obras documentales.

Casaus afirmó que la cantidad de trabajos que suelen presentarse en este concurso, así como la calidad de aquellos que resultan laureados, demuestran que el género existe y late entre nosotros, por lo que un texto como Defensa del testimonio puede favorecer a que esa vitalidad se acreciente.