Inicio
Cobertura informativa

Oscuro esplendor

por: Jesús Dueñas Becerra

Se cae la puerta noble, se despinta definitivamente la pared y las manchas anuncian con sus burlas la derrota suprema del mantel. Esa cita lírica de A un viejo caballero, del poeta y escritor Eliseo Diego, Premio Nacional de Literatura, fue el contexto idóneo para presentar el poemario Oscuro esplendor, publicado por Sur Editores, en la sala Martínez Villena de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC), subsede capitalina de la 24 Feria Internacional del Libro, Cuba 2015.
Josefina (Fefe) Diego, hija del laureado intelectual cubano, confirmó con la lectura de varias de las entrevistas concedidas por su progenitor a la prensa nacional y extranjera, que ese fue el poemario predilecto por el autor de En la Calzada de Jesús del Monte. Esa joya poética, trata de ofrecer “la visión del hombre con la mayor inocencia y simpatía posible, con todas sus flaquezas y virtudes”, según Eliseo Diego.
En su puntual intervención, el ensayista, investigador y crítico literario Enrique Saínz agradeció la posibilidad de evocar, una vez más a ese gran vate y escritor cubano, ya que “recordar a Eliseo me [produce] un placer enorme y me permite soportar mejor la realidad”.
Calificó el contenido del volumen como “poemas extraordinarios”, no sólo para la literatura cubana sino para la lengua castellana, y marca un momento de profundización en esa perturbadora presencia de la muerte, del vacío, del “no ser” — y las diversas maneras en que se nos presenta en la vida cotidiana — como elemento que se incrementa con el avance del tiempo en la obra poética del autor.
Las reiteradas alusiones a las oscuridades que tenemos frente a nuestros ojos, los elementos de ausencia, de soledad, de “lo que se va”, se convierten —a partir de entonces— en el centro creador de ese período, que perdurará hasta el final de su producción intelectual y espiritual, en la imagen de un hombre atormentado por el rápido discurrir de las horas y de los momentos alegres o tristes.
Esa “lucidez hacia sí mismo, que nos conmueve tremendamente” fue destacada por Saínz como muestra del extraordinario poeta que fuera —es y será— Eliseo Diego, al que “siempre volvemos [y volveremos una y otra vez]”.
Por otra parte, agradeció a Sur Editores la iniciativa de ir publicando poco a poco, uno a uno, los poemarios de Eliseo porque, si bien las grandes antologías son importantes, dar a la estampa libro a libro se convierte en una forma de entrega “más íntima, más personal”.
La presentación del libro devino una justificación para dedicar esa tarde a homenajear al ilustre vate habanero, porque, además de la reflexión y la lectura de sus poemas, el trovador Ireno García y su agrupación ofrecieron un mini-.concierto para agasajarle.
El cantautor declaró que “tuve la osadía de musicalizar la música que ya tenía la obra poética de Eliseo”, lo cual le valió un Premio Cubadisco con dicha iniciativa.
El poeta y ensayista Alex Pausides, presidente de la Asociación de Escritores de la UNEAC y de la Colección Sur Editores realizó la más abarcadora reflexión del encuentro al valorar como un privilegio que la ilustre figura de Eliseo se evocara,  de tantas y diversas maneras; sobre todo, porque “la poesía vuelva a ser la música del pensamiento”.

La Feria del Libro de La Habana, día a día y por dentro, míralo y descárgalo en youtube

Editado por: Heidy Bolaños