Inicio
Cobertura informativa

El Che en combate

por: Nancy Maestigue Prieto

El hombre se hace inmenso
contemplando la inmensidad.


José Martí

La sala José Antonio Portuondo fue la anfitriona de la presentación del libro El Che en combate. La campaña guerrillera y Cuba Central, de la autoría de Antonio Núñez Jiménez, publicado por la Fundación Antonio Núñez Jiménez de la naturaleza y el Hombre.“Una imagen recorre el mundo. Quienes publicaron su asesinato —el imperialismo— y sus ejecutores —los espadones bolivianos— no pudieron prever que enseguida el muerto comenzaría a vivir”, dice el autor para mostrar la grandeza de la figura que quisieron cegar con la muerte. Libros, retratos, carteles, canciones son fieles exponentes de la pre

sencia de su ejemplo y personalidad férrea como combatiente de las gestas revolucionarias de Cuba, del Congo y de Bolivia. El Ché, además, fue economista, político y un hombre ético, cualidad que llevó con él hasta su desaparición física, a esto se suma sus valores humanos, su renuncia a todo lo material, su firmeza, su ternura, “pero sobre todo, su amor ilimitado y sin fronteras por los humildes”.

En el libro de Núñez Jiménez imagen y textos se interrelacionan para recrear el nacimiento de Guevara, su recorrido por América, su contacto con Fidel Castro para incorporarse en sus huestes, el viaje en el yate Granma hasta llegar a la Sierra Maestra. En esta parte del Che en combate, el volumen se adentra en todo el proceso del teatro de operaciones en la antigua provincia de Las Villas, las diferentes campañas en esa zona que facilitaron el ataque al tren blindado, y entre todo, momentos de alegría, carga de humanismo y ternura; su relación con Camilo Cienfuegos y el dolor del guerrillero con la pérdida de Roberto Rodríguez, El Vaquerito.

Adis Copull y Froilán González, recientemente galardonados con la Distinción por la Cultura Cubana, fueron los presentadores del volumen. Para Adis, Antonio Núñez Jiménez fue un verdadero maestro del periodismo, recordó cuando en los inicios de ellos como escritores cometieron un error en la información utilizada, y él con la humildad que lo caracterizaba se los señaló. Al referirse al título presentado  hizo alusión a una entrevista que se mantuvo inédita hasta la publicación del libro. Por su parte Froilán reconoció la forma tan acertada de su autor al apuntar el “arma de destrucción masiva del pueblo cubano” consistente en su unidad. Concluyó su intervención dando lectura a un pensamiento del Che, acerca del concepto de unidad que poseía Camilo Cienfuegos y que no era otro, parafraseando, que lo que mueve las revoluciones es la unidad del pueblo.



 

  Para ampliar la cobertura informativa visite: Libro Habana TV


Editado por: Patricia Marin