Inicio
Cobertura informativa

Poesía y teatro acogen a grandes del arte cubano y mundial

por: Ernesto Cuní

Tres figuras del pentagrama artístico de Cuba y el mundo son recogidos mediante la poesía y el teatro, en dos títulos publicados por Ediciones Aldabón, de la Asociación Hermanos Saíz (AHS), y presentados en la tarde de ayer en el Pabellón Cuba.

La figura del bardo cubano José María Heredia, “El Cantor del Niágara”, es asumida por la óptica del joven poeta y narrador Karel Bofill en el poemario Himnario del destierro (Ediciones Aldabón, 2012).

El libro fue presentado por Maylán Álvarez, quién dijo: “El nacimiento de un libro se debe a un Dios padre. Esta nueva criatura de Karel, hecha desde las montañas de Matanzas, las mismas que muy bien pudo haber visto Heredia, matancero de nacimiento, un Heredia que nos devuelve Karel, hijo dolido que no conoció”.

Con sus versos, el joven autor ahonda en el pasado, faena iluminadora que encuentra vínculos identitarios con lo más trascendente del ayer y cobra vida en el caso de Heredia, logrando no pocas revelaciones sobre él.

“Regresa José María desde 1865 a expiar sobre el hombro de Karel que, dos siglo después, le pide silencio a Pepe, lo carga sobre sus hombros para que llore sobre sus versos”, concluye Maylán.
 
Por su parte, Karel agradeció a Aldabón la posibilidad de publicar este cuaderno, realizado hace un tiempo atrás y del cual dijo: “Es un libro que esperaba publicar hace mucho tiempo, lo reescribí nuevamente para esta ocasión, lleva textos nuevos”. Más adelante subrayó: “Lo asumí desde una estética pop para dar la imagen del José María que descubrí en su biografía, epistolario y versos, contraria a la que se tiene tradicionalmente, me interesa dar esa visión”.

Se refirió también al amor por el terruño natal, Matanzas, del poeta desterrado que fue Heredia, “su amor por Cuba está basado en la vida que sostuvo en Matanzas”, especificó. Concluyó su intervención con la lectura de dos poemas contenidos en el libro: "Del miedo" y "De la patria".

Karel Bofil Bhamonde (Hradec Králové, Checoslovaquia, 1986). Poeta y narrador. Ostenta varios premios nacionales, entre los cuales destacan el David, Digdora Alonso y la, mención en La Gaceta de Cuba. Tiene varias publicaciones, entre ellas Escala en Naxos (Ediciones Matanzas, 2009), Matrioshkas (Ediciones Unión, 2010) y Fragmentos en la humedad (Editorial Cauce, 2010).

El diálogo onírico que establecen dos grandes de la escena mundial: nuestra cubanísima Celia Cruz, reina de La Habana y, su majestad la Faraona, la española Lola Flores, es recreado de forma convincente en la obra de teatro Burundanga, autoría del joven pinareño Luis Enrique Valdés Duarte.

La sinopsis de esta obra teatral llevada a escena por el grupo Okantomí, teatro de las estaciones, versa sobre la invitación que le hace Celia a Lola para grabar un tema en Nueva York: la canción Burundanga, que había hecho a ganar a la cubana un disco de oro en 1957. De ahí surge una fábula dramática enrumbada por un camino lleno de ironía y detalles biográficos de ambas estrellas.

La nostalgia, confecciones y desencuentros de estas artistas, suman los ingredientes armónicamente con el mundo de muñecos, su magia y el misterio inherente a las figuras que cobran alma.

El libro fue presentado por el escritor Israel Domínguez, quién dijo: “Cuando Celia y Lola brillaban en los escenarios, no imaginaron que un joven escritor pinareño las inmortalizaría en una puesta teatral y bajasen del cielo para entregarnos nuevamente sus vidas”.

Advierte que la canción se convirtió en su época en mensaje de la marginalidad cubana, pero que no descarta los valores de nuestro país, “podemos advertir en ella la grandeza de un país tan pequeño al mostrar los personajes de una manera muy original”, recalca.

Señala también los aspectos negativos de las personas como “la falta de honestidad, las miserias humanas”, así como también criticó la superficialidad con que muchos practican el credo religioso ancestral cubano. Por último, elogió la defensa contra el racismo que tiene la puesta.